Paradigmas fortalece los esfuerzos por la articulación de luchas

Palabras de cierre del XIII Taller Internacional sobre Paradigmas Emancipatorios. La Habana, 2019.

Hoy concluye el 13 Taller sobre Paradigmas Emancipatorios, espacio de reflexión, construcción colectiva  y diálogo entre diversas experiencias del movimiento contrahegemonico  emancipador,  que se niega con sus prácticas y visiones alternativas a aceptar la peor de las utopías: la de no tener utopías. Este Taller impulsa, fortalece y potencia nuestros esfuerzos para la  articulación de luchas.

Reunidos en la Habana, del 22 al 25 de enero, 400 participantes de 25 países reafirmamos la Revolución y las rebeldías de Caliban desde el Sur Global, como horizonte del accionar, la solidaridad y la unidad de las fuerzas revolucionarias de la región para enfrentar la actual embestida violenta del capital y el imperialismo.

Desde las voces de las rebeldías se reafirma la importancia de mantener la coherencia revolucionaria para continuar desafiando la dominación imperialista, el terrorismo de estado, la criminalización de nuestras luchas, las manipulaciones mediáticas, golpes de estado e injerencismo de la derecha.

Hoy el imperialismo norteamericano ha declarado un estado de guerra y violencias, nosotros no cejaremos en  el empeño de defender,  por todos los medios, la paz, la viabilidad del diálogo en la solución de los conflictos, no dejaremos de abogar por el respeto a la autodeterminación de los pueblos.

Los principales ejes que animaron nuestros debates fueron:

– Integración y articulación del movimiento social popular frente a la ofensiva reaccionaria y conservadora

Los pueblos seguiremos fortaleciendo los procesos de articulación regional. Los esfuerzos de articulación popular presentes en el Paradigma construyen consensos políticos para la acción articulada de campesinos, mujeres, trabajadores, estudiantes, intelectuales de todos los países de la región.

Las organizaciones cubanas siguen teniendo un papel fundamental en la integración latinoamericana y la Revolución sigue siendo un referente para las luchas por la emancipación de nuestros pueblos. Esto confirma que se deben multiplicar espacios de encuentro en la isla donde podamos pensar juntos qué hacer y cómo seguir fortaleciendo la resistencia y las alternativas frente al sistema de dominación múltiple construido por el capitalismo.

– Democracia y poder popular frente a la judicialización y criminalización de las luchas sociales.

La estrategia de la derecha es criminalizar, judicializar todo esfuerzo de resistencia y construcción popular. Frente a eso, los pueblos refuerzan sus alternativas de poder popular, denuncian los ataques a la democracia que hemos conquistado,  listos para pelear sin descanso. Solo transformando el sistema que domina en las sociedades latinoamericanas, podremos construir democracia. Con capitalismo, no es posible vivir en democracia.

– Soberanía y autonomía cuerpo, territorio, nación frente al libre comercio y transnacionalización.

Las organizaciones sociales denuncian la recolonización persistente del libre comercio y el ataque a las soberanías de nuestros pueblos y territorios. La lucha por las soberanías tienen en el centro a las mujeres organizadas en toda la región en la denuncia al patriarcado y la violencia estructural del sistema. Las voces de mujeres se levantan exigiendo justicia desde la organización y la movilización permanente.

– Cultura popular, imaginarios y autoestima revolucionaria frente a la dominación ideológico cultural.

Es necesario resignificar las luchas revolucionarias, desde el respeto a la diversidad en el campo de lo simbólico y la cultura, así como generar alternativas comunicativas de resistencia y ofensiva revolucionaria.

 

Cuba tiene muchos desafíos en este contexto y Paradigmas es también un espacio para pensar desde nuestra historia, fortaleciendo las emergencias que procuran la profundización del socialismo cubano, ensanchando el corredor anticapitalista en nuestro país, la revolución que ha tenido como máxima construir toda la justicia.

Denunciamos las prácticas patriarcales, la subestimacion de nuestros movimientos populares, la voracidad de las transnacionales, los asesinatos de líderes sociales, abogamos por elevar la autoestima popular y dignificación de la lucha social emancipadora.

Defendemos nuestros cuerpos y territorios, la biodiversidad y la madre tierra, decimos no a la guerra, sí a la paz,  por el respeto  entre  los pueblos a una vida digna, sostenible y próspera.

Alzamos las voces desde nuestras propias alternativas, nuestros propios paradigmas emancipatorios.

Cuba, a 60 años de su Revolución, se prepara para un referendo constitucional  por un país mejor, más América Latina seguirá  revolucionándose, para que la juventud y la infancia de este continente vivan en un mundo más humano, incluyente, verdaderamente democrático y,  por qué no,  socialista.

Hermanas y hermanos, en unos de sus textos sobre latinoamérica Martí escribió: «[…] vivimos una época en que parece que las cumbres se deshacen en llanuras, que es muy cercana a la otra en que todas las llanuras serán cumbres […]». Con este espíritu de hacer cumbres regresemos y unámonos para frenar el imperialismo, hagamos más fuerte la solidaridad y el internacionalismo con los pueblos y las revoluciones. Volvamos al XIV Taller Internacional sobre Paradigmas Emancipatorios en La Habana en 2021 más fuertes en Revolución y rebeldías populares.

Gracias por estar aquí y aportar sus experiencias.

También te puede gustar