Fernando Martínez Heredia “el éxito está en la liberación de los pueblos del capitalismo”

Fernando Martínez Heredia (Foto: Luis Jorge Gallegos)
Fernando Martínez Heredia (Foto: Luis Jorge Gallegos)

Las claves del antimperialismo y el anticapitalismo hoy: las visiones de Fidel Castro en los nuevos escenarios de lucha desde la visión del desatacado intelectual cubano Fernando Martínez Heredia abrió hoy el debate en el 12º Taller Internacional Paradigmas Emancipatorios que sesiona en La Habana del 10 al 13 de enero.

Martínez Heredia comenzó enumerando características del líder revolucionario cubano Fidel Castro que fueron determinantes en su vida y que incidieron en su éxito político. Entre ellas: partir de lo imposible y lo impensable, no aceptar jamás la derrota, la determinación de luchar en todas las condiciones, la comunicación permanente con cada ser humano y con las masas y la educación popular.

Según su consideración “lo que más le aporta Fidel a los luchadores políticos de hoy es lo que pensó e hizo entre 1953 – 1962”, época donde la Revolución Cubana parecía una utopía.

Además, habló de la relación entre dificultad y revolución como una constante en todos los procesos sociales, se refirió a las características del capitalismo en la coyuntura actual y como promueve una ausencia de pensamiento en tanto se impone como única cultura posible, y llamó a comprender y organizar la lucha por el socialismo desde las complejidades y las insuficiencias reales sin hacer concesiones.

“La radicalización de los procesos deberá ser una tendencia imprescindible para la propia sobrevivencia. Serían suicidas los retrocesos y las concesiones desarmantes frente a un enemigo que sabe ser implacable, pero lo principal es que los movimientos, los poderes y los líderes prestigiosos y audaces solo podrán conducir las fuerzas populares y tener las opción de vencer si ponen la liberación efectiva de los pueblos del capitalismo en la balanza. La política revolucionaria no puede conformarse con ser alternativa”, dijo al finalizar su intervención.

También te puede gustar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *